Cómo Emprender Un Negocio En Casa En 8 Sencillos Pasos

¿Será que tienes una idea de negocio y quieres saber cómo emprender un negocio en casa?

Tomar una idea y convertirla en algo real y palpable es lo que diferencia a los miles (o millones incluso) de individuos que tienen «ideas» de los emprendedores que lo hacen realidad.

¿Pero por dónde comenzar? ¿Qué puedo hacer hoy que me mueva en la dirección correcta? ¿Cómo emprender un negocio en casa sin morir en el intento?

Aquí tienes 8 pasos sencillos que puedes comenzar a tomar hoy para emprender un negocio en casa.

Cómo Emprender Un Negocio en Casa En 8 Sencillos Pasos

Paso 1 – Comienza Pequeño. Piensa en Grande.

La clave de poder arrancar las cosas en la etapa de infancia de un negocio en casa es mantener las cosas sencillas y lo más simple posible.

No solo te ahorrará dinero, sino también tiempo.

En el momento en que comienzas a pensar en una línea de productos, 5 servicios diferentes, y usar brochures, Facebook, IG, vallas, llamadas, correos, etc., para llegar a tus clientes…

Estás sobre complicando el asunto.

Fuente: AZ Quotes

Solo necesitas dos cosas para comenzar. (Recuérdalo. Solo dos. No más.)

  1. Un producto o servicio.
  2. Gente que lo compre.

Veremos ambas cosas con más detalles, pero cuando comienzas a ver las cosas desde este punto de vista, harás el proceso menos abrumador y aumentarás tus posibilidades de subsistir.

El ejercicio que tengo para ti aquí es seleccionar un producto o servicio (uno solo) y 1-2 métodos para adquirir clientes (no más).

Ya hablaremos de como seleccionar lo que venderás y como adquirirás clientes, pero es una acción suicida comenzar desde un principio queriendo conquistar el mundo.

Claro que si eres ambicioso, estarás pensando en una gran hazaña. Pero ten en cuenta que si Amazon no hubiera comenzado vendiendo única y exclusivamente libros…

Muy probablemente hoy no las conociéramos como la tienda que lo vende todo.

Intentar satisfacer a todos cuando eres nuevo al mercado, es una forma (casi) segura de fracasar.

Paso 2 – ¿Qué Es lo Que Venderás?

Como ya mencionamos, el «qué» vender en nuestro modelo simplificado es el 50%.

Si quieres mantener las cosas con el menor costo posible, mi recomendación es que te estrenes ofreciendo servicios en vez de productos.

Quizás tu educación y habilidades actuales te permiten ofrecer algo al mercado a modo de servicio.

La gran ventaja es que, ya sea que lo ofrezcas en tu país o a nivel global—como freelancer por internet, por ejemplo—los gastos serán mínimos.

Pero independientemente de que sea un producto o un servicio, asegúrate que está cubriendo una necesidad en el mercado y no es simplemente más ruido.

(Si ya hay 20 bodegas en tu vecindario, y no tienes manera de diferenciarte, será difícil destacarte.)

Ya hablaremos de estudiar el mercado en el paso siguiente, pero mientras piensas en lo que ofrecerás, es algo que debes considerar.

Ah, y ten en cuenta esta pregunta:

¿Es una tendencia o es ‘perdurable’?

Imagínate que hace unos meses hayas decidido poner una tienda vendiendo los famosos spinners…

Ya al día de hoy nadie los compra.

Lo mismo puede pasar con cualquier otro servicio o producto. Estar en un mercado de ‘tendencias’ tiene sus ventajas—como la industria fashion—pero no nos conviene a todos.

Paso 3 – Estudia El Mercado

¿Tienes lo necesario para entrar al mercado?

¿Que están haciendo tus competidores actualmente?

¿Que hay de especial en lo que tienes que ofrecer que no ofrezcan ellos?

¿Será que ofrecerás un mejor servicio al cliente o entregas tu servicio/producto más rápido?

Si no tienes las respuestas a estas preguntas, tienes tarea que hacer.

Es de suma importancia que sepas cuál es tu factor X o factor diferenciador, en especial si pretendes emprender un negocio en casa a nivel local.

La demanda y la oferta en el mercado es lo que va a dictar que tanto y que tan rápido podrás crecer.

MJ De Marco en su libro The Millionaire Fastlane habla de los 5 comandos que debe cumplir el negocio ideal.

Uno de ellos es escala. (Recuerda el paso #1)

Es algo que no todos pensamos, pero, ¿qué tan escalable es tu negocio? ¿qué tantas personas pudieran tener acceso a tus productos o servicios?

Cuando hablamos del internet y de los negocios online, esto no es para nada un problema.

Pero si quieres emprender un negocio en casa a nivel local, limitas tu visibilidad a no ser que hagas uso de franquicias y de un mayor número de sucursales.

Las cosas son más escalables cuando tienes la ventaja de poder formar parte del vecindario más grande del mundo: el internet.

Paso 4 – Aprende a Priorizar

Si quieres ser exitoso (en lo que sea) una de las cualidades que debes dominar es la de priorizar.

Yo, por ejemplo, antes comenzar mi negocio freelance, me la pasaba en YouTube «entrenándome», leyendo blogs de cómo redactar una propuesta a un cliente, pero la verdad estaba perdiendo el tiempo.

¿Estaba aprendiendo algo? Claro que estaba aprendiendo algo.

Pero las cosas realmente se aprenden cuando las haces, no cuando te entrenas al respecto.

Acostúmbrate a hacer las cosas sin estar 100% preparado, porque la verdad es que si esperas «el momento indicado» nunca vas a hacer lo que necesitas hacer.

Saber cuándo hacer las cosas es probablemente igual de importante que saber qué hacer. Y para eso deberás tener bien claro cuáles son tus prioridades en un determinado momento.

Paso 5 – Aprende Sobre Ventas y Marketing

Hoy en día existen tantas formas de vender, pero recuerda nuestro modelo simplificado.

Enfócate en uno o dos métodos de adquisición de clientes.

Quizás brochures en tu vecindario y Facebook, o Instagram y tu propia página web. (Dependerá de dónde se encuentren tus clientes.)

La habilidad de adquirir clientes y hacer que compren lo que tienes para ofrecer, es una de las habilidades que deberás aprender como emprendedor o freelancer.

Te recomiendo el libro «Influencia» de Robert Cialdini, donde se describen 6 factores que influencian a las personas a tomar una decisión.

Te doy mi favorita para que lo pongas en práctica hoy: prueba social.

¿Cuándo fue la última vez que compraste un producto sin ver las estrellitas que tenía en internet?

«¿8,000 personas le dieron 5 estrellas? ¡Sin pensarlo!» dirían algunos.

Ese es el poder de la opinión de otros.

Cuando tus clientes te den una retroalimentación positiva, no la dejes en el olvido.

Muéstrala a los demás.

Recopila esos testimonios y pídele a tus clientes el permiso de mostrarlo en público.

Esto faciltará el proceso de ventas y la habilidad de vender será un factor crucial en tu éxito.

Paso 6 – Prueba Sin Mucho Costo

Siguiendo con el marketing y las ventas, algo que tiene el mundo de hoy en día, gracias al internet, es la habilidad de probar una idea básicamente sin dinero.

Intenta distribuir el mensaje de lo que estás vendiendo de la manera más barata posible.

Si no tienes presupuesto y quieres vender algún producto, intenta Facebook, Instagram o Snapchat (dependiendo de la edad de tu cliente ideal).

He escuchado de muchos emprendedores validando las ideas de sus servicios con Fiverr u otras plataformas freelance.

Si tienes un pequeño presupuesto, puedes probar anuncios en Facebook o Google creando una página web con tu oferta.

Se trata de simplemente poner la idea en frente de las personas y ver qué sucede.

No tiene sentido gastar todo el tiempo del mundo sin antes tener un cliente.

Según la ideología ‘Lean Startup’, deberías intentar incluso probar la idea ANTES de crear tu producto, o crear lo que se conoce como PMV (producto mínimo viable).

En otras palabras, si quieres vender empanadas, haz una. Una sola. Deja que un vecino la pruebe, que te dé retroalimentación y cambias la receta en base a esto.

Si quieres vender productos en línea, puedes crear la página promocionándolo y ver si alguien daría el clic a comprar.

El punto es, antes de usar todo tu esfuerzo y dinero en una sola idea, pruébala en el mercado.

No con opiniones, sino con acciones.

Paso 7 – No Lo Explotes Todos. Mide Todo.

Imagínate que comiences a hacer un bizcocho sin controlar el calor ni los ingredientes ni lo que entra ni lo que sale…absolutamente nada.

Las probabilidades de que te queden bueno son pocas (y si lo hace, no podrás repetirlo de igual manera la próxima vez).

Todo negocio tiene el objetivo final de ser lucrativo.

Aprender a manejar tus finanzas (no importa si lo que ofreces es servicio o vendes hot dogs en la esquina), saber cuántos ingresos tienes y cuántos gastos es vital.

Maneja tus finanzas como si tu vida dependiera de eso.

No te emociones con un mes que te fue súper y compres algo que no necesitas sin saber si el mes que viene no tendrás ni un cliente.

En el mundo de los negocios toma tiempo llegar a un punto en el que puedas decir que tienes ingresos predecibles y consistentes.

Hoy puedes estar en la cima, pero nunca se sabe qué puede pasar.

Paso 8 – Olvídate De Un Plan

Así es. Olvídate de un plan

Si actualmente tienes un trabajo y tienes poco tiempo, es más valioso dedicarle tiempo a cosas que atraerán clientes. Remángate la camisa y empieza.

Como vas a emprender un negocio en casa, las posibilidades son que no estás pensando en reunir capital, inversionistas, ni nada por el estilo.

Probablemente no tienes a quién explicar tu idea más que a tus amigos, a tu familia y a tu pareja.

Hacer un plan tiene sus ventajas, pero tu principal objetivo es validar la idea, y la forma más rápida y efectiva de hacerlo es poniéndola en el mercado.

Simple.

Es lo que MJ le llama «atraer» el éxito en vez de perseguirlo.

Cuando haces las cosas, comienzan a dar resultados y te comience a sobrar el tiempo, estoy puedes hacer estrategias para crecer aún más.

Por el momento…olvídate de eso.

Extra: Decide e Ignora Todas Las Otras Oportunidades

Voy a terminar esta lista con quizás una de las cosas más difíciles de evitar cuando recién empiezas: las distracciones.

Una vez que hagas tu decisión en un producto o servicio y en la manera en la que obtendrás clientes, comienzas a ver oportunidad por aquí y oportunidades por allá.

No te desvíes. Ignóralas. (¡En serio!)

Aunque no estén viendo resultados y te desmotives, saltar de una oportunidad a otra y nunca centrarse en una idea es lo peor que puedes hacer.

Claro que tienes que saber cuando desistir si la idea no va a dar frutos, pero créeme…no puede ser 2 semanas después de comenzar.

Tu paciencia entra en juego aquí.

Nada va a pasar de la noche a la mañana, por más que todos utilicen ese famoso término.

No hay truco que valga, enfócate en lo que tienes que hacer y manos a la obra.

Tu turno ahora, ¿Qué pretendes vender? ¿Qué tipo producto o servicio te gustaría vender con un negocio en casa? Déjame saber en los comentarios.

Si crees que a tus amigos les puede resultar útil, por favor, compártelo - Te lo agradeceríamos mucho.

¡Nuevo! ¡Ofertas de trabajo a distancia en español!

Encuentra tu próxima trayectoria profesional en una de las mejores compañías remotas del mundo. Asegúrate de consultar nuestra nueva sección de trabajos remotos en español con cientos de posiciones abiertas y recientes.

¡Obtén Nuestra Guía De Freelancer Gratis!

Suscríbete a nuestro boletín y recibe nuestro ebook gratis para iniciar tu carrera como freelancer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *