Como respondes a la común e incómoda pregunta: ¿a qué te dedicas?

¿Acaso lanzas un común “soy un {introduce profesión}?

¿Mencionas el grado qué has estudiado?

¿O evitas la pregunta por completo?

Si la respuesta es sí a cualquiera de estas preguntas, te diré como dirían en círculos de marketing: estás dejando dinero sobre la mesa.

Estás perdiendo oportunidades por el simple hecho de no estar preparado para responder esta pregunta tan común que te aseguro que te han hecho.

Pero hay una solución. Y lo puedes resolver bien rápido. Enter: Elevator Pitch Personal

“¿Pero qué es eso exactamente, Isaac?” preguntan algunos.

Conocida por ser esa frasesita poderosa que debe salir de tus labios en tiempo récord pero al mismo tiempo dando una impresión WOW a la gente yo la definiría como un arma secreta.

Un arma secreta que muchos subestiman e incluso malinterpretan.

De forma requete sencilla el elevator pitch personal es simplemente una forma de introducirte a ti mismo.

Pero esa introducción tiene un objetivo: captar atención, hacer que te recuerden y continuar una conversación, especialmente en el ámbito de los negocios en el que tanto empleados como emprendedores como nosotros freelancers y autónomos estamos envuelto.

En otras palabras, el objetivo final es que cuando recites tu elevator pitch personal delante de otros la reacción sea: “Por favor, dime más.”

Esto quiere decir que no hay que extenderse o intentar crear una frase mega persuasiva que haga que lluevan contratos y trabajos de la noche a la mañana.

Eso es imposible.

Lo único que quieres es atención. Luego la conversación fluirá y tendrás la oportunidad de contar más. Esto es importante.

Desafortunadamente, por importante que sea es algo que no nos detenemos a pensar y a darle forma para estar preparados.

Parece que preferimos improvisar o no le vemos la importancia.

Sí, es importante. Especialmente para ti.

La verdad es que esta cuestión es importante pa’ to’ el mundo.

Pero aquí quiero hacer énfasis en los profesionales/independientes/freelancers. Como negocios unipersonal que somos, estamos rodeados de 25,000,000 de “competidores”.

Y en esta situación destacarte no es una opción, es una necesidad.

Juguemos esta pequeña trivia a ver. Dime la primera opción que te viene a la cabeza al mencionar las frases siguientes:

  • El restaurante de hamburguesas #1 en el mundo
  • El restaurante de hamburguesas #2 en el mundo
  • El restaurante de hamburguesas #3 en el mundo
  • El restaurante de hamburguesas #4 en el mundo
  • El restaurante de hamburguesas #5 en el mundo

¿En qué pensaste?

¿McDonalds, BurgerKing, Carls Jr., …?

Apuesto a que en la opción #4 ya titubeabas.

Lo mismo pasa con tus clientes cuando están buscando alternativas. Cuando piensan en un profesional para una determina tarea solo hay una cantidad limitada de personas en la que piensan.

Si pretendes ser el Sr. Todo Para Todos desde el primer día vas a pasar un mal rato.

Por eso es importante ir profundo y diferenciarse en una área, posicionarse como especialista para que los clientes vengan hacia a ti y te reconozcan como experto.

Y precisamente eso te permite hacer un elevator pitch personal.

¿No estás convecido aun?

Okay, okay. Vamos a ser un poco más específico.

Además de hacerte más fácil el iniciar una conversación y permitirte destacarte en un mercado saturado….

El verdadero truco está en que te hace relevante y específico para un grupo de personas, para un nicho.

Me encantó este ejemplo de HistoriasDeCrack, un sitio web de marca personal. Te hará entender la diferencia:

Cuando uno está trabajando en una compañía como Coca-Cola y tiene una tarjeta de visita que dice “Director de Marketing” ya tiene resuelto el discurso. Todo el mundo conoce la marca de la empresa y reconoce (o por lo menos le suena) la función y lo que implica.

La dificultad aparece cuando uno trabaja en una empresa llamada Recambios Pérez como Director de Marketing ¿qué hace esa compañía? ¿es relevante ese puesto dentro de la organización?. O si eres Director de Operaciones Vinculadas ¿qué quiere decir eso? ¿cuáles son sus responsabilidades?.

Como muestra el ejemplo anterior, el elevator pitch entra al juego cuando tu profesón o previa experiencia no son suficiente para denotar:

  1. Qué haces
  2. Qué relevancia tiene tu trabajo para un negocio

Por eso y mucho más es importante que veamos con detalle cómo podemos hacer que tú crees tu propio y poderoso pitch.

Para eso te tengo unas plantillas que requieren tan solo minutos.

Pero antes…

Rompamos el hielo un momento.

Algo me dice que te estabas aburriendo.

Así que quise introducir este interesante hecho para remenear las cosas:

¿Sabías que el elevator pitch se originó para emprendedores y dueños de negocios requiriendo capital para que al momento de toparse con un inversionista en un ascensor (elevator en inglés) tuviesen la oportunidad de explicar su idea y por qué es diferente?

¿Interesante, no?

Suficiente. Vamos a ver ahora como podemos implementar este concepto a nuestro rol como profesionales—y todo con plantillas para hacerte la vida más fácil.

Plantilla #1 – La Fórmula Para El Elevator Pitch Personal Más Común

El elevator pitch personal más común sigue la siguiente fórmula:

“Ayudo a _____ (mercado objetivo) a ______ (beneficio) con ______ (servicio)”

Simple. Sencillo. Y directo.

Aquí estamos detallando exactamente hacia quién nos dirigimos, cómo lo ayudamos y con qué.

Idealmente incluimos también elementos de diferenciación a la frase.

Esta fórmula tiene la característica de ser sobre todo clara—en vez de ser un tanto indrecta y causa intriga (como la que veremos adelante).

Un ejemplo de esta plantilla #1 sería:

“Ayudo a abogados a destacarse de la competencia con una web profesional y actualizada.”

O

“Ayudo a negocios de e-commerce a ganar más ventas y tráfico con servicios de posicionamiento web.”

No hay mucho que explicar por aquí.

Si tu mercado objetivo son dueños de negocios es muy probable que esta sea la mejor opción para ti… aunque no está de más que te muestren estas otras.

Plantilla #2 – La Fórmula Para Un Elevator Pitch Personal Que Cause Curiosidad

Te diré algo que pudiera parecer obvio pero no muchos lo toman en cuenta…

Y es que uno de tus fuertes como profesional y de las cosas que más te diferencian no tienen nada que ver con lo profesional, sino con lo personal.

No quiero entrar en nada woo-woo, pero si es importante que te conozcas a ti mismo y sepas por qué haces lo que haces y tus valores.

De allí nace esta segunda fórmula. Consisten en lo siguiente:

  1. Pregúntate y responde a las siguientes preguntas:
    1. ¿Por qué decidiste dedicarte a lo que hoy te dedicas? ¿Cuál es esa motivación interna?
    2. ¿Qué dirías que haces bien que a otras personas se le hace difícil?
    3. Piensa en algo por lo que te han felilcitado tus clientes o empleadores previos.
  2. Analiza las respuestas a estas preguntas y obtén ese valor o atributo significativo sobre ti.
  3. ¿En qué afecta este atributo al negocio de un futuro contratador? ¿Qué significaría eso para ellos?
  4. Luego introduces tu profesión relacionándola al atributo que mencionaste y habla del resultados que puedes entregar.

Al final combinas todo y dices:

“Me llamo ______ (nombre) y soy particularmente ______ (atributo). Eso quiere decir que ________ (beneficio). Eso hago actualmente para ______ (resultado) como ______ (profesión).

Veamos un ejemplo:

Yo, en estos momentos, estoy trabajando como copywriter para empresas de software (que suelen guiarse mucho con data).

Mi atributo especial sería el ser analítico (lo cual puedo respaldar con mi carrera en Ingenería y mi agilidad con las matemáticas y los números).

Sabiendo que esto es un atributo valioso para el tipo de negocios para el cual trabajo, este podría ser mi elevator pitch personal:

“Me llamo Isaac y soy particularmente analítico. Eso quiere decir que mis clientes no me pagan por “adivinar” sino que todas mis decisiones son respaldadas con data y análisis. Eso hago actualmente para ayudar a empresas de software a convertir más como copywriter.”

Si yo puedo vincular una carrera de Ingeniería con coypwriting, my friend… nada es imposible.

Esta segunda fórmula suele ser conveniente para eventos y momentos en los que conozcas personas cara a cara por su longitud—si la comparamos con las otras dos.

Plantilla #3 – La Fórmula Para Un Elevator Pitch Personal Controversial

A veces el punto de diferenciación de muchas pesronas es que hacen las cosas totalmente contrarias a lo que hace la mayoría.

Si ese es tu caso, puedes una fórmula muy similar a la #1 pero que cause la intriga y curiosidad de la #2. Es la siguiente:

“Ayudo a _____ (mercado objetivo) a _____ (beneficio) sin _______ (método común u obsoleto)”

Esta fórmula, usada bien, es SUPER poderosa.

Cuando las personas están cansadas de lo mismo, hablar de alcanzar un resultado sin utilizar “el método común” es una forma segura de tener su atención.

Veamos un ejemplo:

Este se trata de un dueño de una agencia en mi nicho (empresas de software).

Y para que tengas un poco de contexto, es práctica común en este nicho construir un equipo y un departamento de ventas para poder escalar a los millones en ventas.

Esto es lo que esta persona tiene como pitch:

“Ayudo a líderes SaaS a vender millones sin un equipo de ventas…”

Su agencia es de una de las más conocidas y rentables en su nicho. Creo que tenemos algo que aprender de aquí.

Y es que, como te dije, todos andas por ahí buscando una alternativa diferente a sus problemas.

Muy probablemente la primera compañía que lanzó una pastilla quemadora grasa al mercado puedo decir, “Ayudamos a personas a bajar de peso sin dieta o ejercicio.”

Claro que hay que analizar la veracidad de esa oración… pero esta simple frase fue la que inició lo que hoy es una industra multibillonaria.

¿Conclusión? Lo diferente vende.

Reglas Para El Éxito Electrónico Con Tu Elevator Pitch Personal

Independiemente de la fórmula que utilices, hay unas cuantas reglas que debes seguir al momento de establecer tu propio elevator pitch personal.

Estas son las 3 que recomiendo tomes en cuenta para hacer tu primera versión.

Mantente confiado pero no te pases

Algo es decir “Ayudo a ______ a crecer su negocio.”

Pero otra cosa es decir “Ayudo a ________ a explotar sus ingresos con mi única y verdadera solución que nadie tiene en la bolita del mundo”

Asegúrate de no sonar como un comercial de los ’90. Prioriza ser claro en vez de persuasivo. Recuerda que el objetivo no es convencer sino comunicar y llamar la atención.

Sé especifico con el problema NO con el servicio

A veces doy el común tip de ser específico pero lamentablemente las personas lo toman como no es.

Lo específico debe ser el problema que resuelves, la solución que ofreces y tu mercado objetivo NO tu servicio y sus detalles técnicos.

Es la diferencia entre un desarrollador decir “Te ayudo a darle una estructura definida a ese código que ha pasado por tantas manos” y decir “Desarollo en Java, PHP, SQL y Laravel”

O la diferencia entre un Community Manager decir “Te ayudo a sacarle provecho a esos miles de seguidores que solo dan like” y decir “Manejo de cuentas de FB y Instagram.”

Simplemente no tiene el mismo efecto.

No te prolongues

Este pequeña y poderosa frase está  supuesta a ser corta.

No puedes tardarte una eternidad en recitar tu elevator pitch personal… lo harás aburrido y destruirás su objetivo.

Sino cabe en un tweet o 2-3 líneas de un cuaderno, tienes que cortarle.

    Dónde Se Puede Utilizar un Elevator Pitch Personal—Y Dónde lo he Usado yo Personalmente

    Un elevator pitch personal tiene muchísimas aplicaciones verdadermente prácticas fuera de ser tu respuesta a una pregunta.

    Puedes usarla efectivamente en:

    • Tu página web profesional
    • Tu summary de LinkedIn
    • Tu bio en Twitter o Instagram
    • En reuniones y llamadas con posibles clientes
    • En la firma tu correo (<— esta la he utilizada para correos en frio muy efectivatamente)
    • Eventos de networking
    • Conferencias

    Y esencialmente donde sea que haya una interacción entre personas que pudiesen estar interesadas en tus servicios.

    Eso no quiere decir que debes limitarte a utilizarla en ambientes de negocios ya que a fin de cuentas tus amigos y familiares pudieran ser un punto de contacto para un negocio futuro.

    Ojo: tampoco saltes a la acción como loco a decir tu elevator pitch personal a todo el que te pase por el frente.

    Todo se trata de mantener un balance, escuchar primero y esperar el momento en el que te pregunten sobre ti para entonces lanzar tu bomba.

    ¿Este Elevator Pitch Es Fijo O Se Puede Cambiar Basado en El Objetivo?

    En mi honesta y sincera opinión se puede cambiar. De hecho, si sirves varias mercados diría que se DEBE cambiar.

    Pues como pudiste ver una de las cosas más importantes es el mercado objetivo—el hecho de que mencionas a quién exactamente sirves.

    Y esto es algo con lo que yo luchaba en mi dia a dia.

    Tengo mi sitio web profesional donde ofrezco mis servicios y allí suelo identificarme como: “Ayudando a empresas de software a convertir más con su email marketing.”

    ¿Qué significa eso para ti que me lees? Probablemente nada.

    Sin embargo, como autor de este blog mi pitch suele ser (aunque estoy refinando todo el tiempo): “Ayudando a freelancers a cobrar tarifas premium y conseguir clientes fuera de las plataformas freelance u otro intermediario.”

    Tu pitch no está escrito en piedra. Es una frase flexible que variará dependiendo del tiempo y espacio en el que te encuentres.

    Elevator Pitch Personal: Reglas, Plantillas, Ejemplos y Por Qué Debería Importarte — Tu Turno

    Con eso te dejo.

    Este es un tema que a mí personalmente me parece fascinante y me encantarías que opines y dejes tus preguntas aquí debajo.

    ¿Tienes tu elevator pitch personal listo para utilizarlo como tu arma secreta? Si te atreves a dejarlo aquí debajo te diré mi opinion sobre el mismo.


    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *